Regalar con encanto

“Porque el regalo no está dentro del paquete, sino en las manos del que lo entrega.”

Noviembre aterriza con su calma otoñal y ese olor típico a tarta casera en el horno… porque después de un octubre de “gota fría”, esas lluvias torrenciales que casi parten el mundo en dos mitades, siempre sale el sol.

Y tras reconstruirte, playa, reapareces en paz, desierta, celeste… estabilizando el tiempo, el aire, tus corrientes. Tu arena parece haberse curado de un verano aglomerado, y haberse olvidado por fin del oleaje, escondiendo el barro y los rastrojos; al igual que nosotros escondemos nuestras emociones rotas en el corazón, apartándolas de la superficie.

Suena Long way down, de Tom Odell en la cocina.

Detalles de una boda

Cada boda es especial y diferente. Es cierto que el mundo nupcial se ha convertido en un negocio abismal, a veces incluso ilógico. Pero creo que no es necesario entrar siempre en esa dinámica de precios desorbitados, una boda es un día de celebración único y personal, con el que podemos jugar, inventando detalles singulares, que nos definan y sorprendan a nuestros invitados. Recuperar el “DIY” más auténtico, resulta además de exclusivo, una forma estilosa de convertir ese día en un momento irrepetible, lleno de pequeños recuerdos inolvidables.

Todo lo que se te ocurra

“Disfruta de las pequeñas cosas de la vida, de los cafés de media tarde, de imaginar tus sueños de niño, del todo es posible. Busca ese mundo de recortables, de canciones, de olor a cartulina y a jardín de media noche.

…disfruta de ese mundo de imaginación lleno de pequeñas cosas, porque esas cosas algún día serán las grandes.”

DESDE LA CASITA MARINERA HECHO CON AMOR PENSANDO EN TI

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies